martes, noviembre 24Tu gúía práctica de ValQuirico

Fernanda Rivero

Web: www.fernandarivero.com
Mail: info@fernandarivero.com
Instagram: @
_ferrivero_

Nombre completo: ​Fernanda Rivero Forcelledo
Edad: ​36

Su mamá pintaba óleos y ella siempre estuvo en clases de pintura. Egresada de Arquitectura de la Ibero y Maestra en Diseño Industrial por la UNAM. Fue hace sólo 5 años que comenzó a pintar formalmente. Desde entonces ha sido una pasión, y no pasa un día sin que su cuerpo y mente se me lo pidan.

“Sin duda la pintura se ha convertido en un ejercicio diario que alimenta mi alma, que me hace sentir bien y feliz.”

Fernanda Rivero

¿Cuántos hijos tienes y cómo se llaman?
Tenemos dos niñas: Constanza, de 1.9 meses, y Valeria de 5 meses.


¿Cómo defines tu obra y cómo te definirías a ti como artista? ​
Mi estilo lo defino como expresionista abstracto, tomando como referencia el llamado “action painting”, ya que en mi obra la espontaneidad, fluidez y movimiento son muy particulares debido a las pinceladas y salpicadas de color sobre el lienzo. El material que utilizo normalmente es el acrílico, ya que me da la oportunidad de intervenir el lienzo al momento, porque seca mucho más rápido que los óleos, por ejemplo.

Utilizo todo lo que encuentre en el estudio como lápices, carboncillos, colores, pasteles, etc. Y estoy abierta a experimentar con otros materiales y técnicas, como el collage.

Como artista soy autodidacta y al pintar no pienso en los colores voy a usar, ni en el resultado final, simplemente lo hago por intuición e impulso. Lo que sale es una representación abstracta de mi misma y de los sentimientos que tengo ese día y en ese momento, influenciados, por supuesto, por la experiencias diarias de mi vida.

¿Cuál es tu mayor logro?
Personalmente, mis hijas, no hay día que pase que no sea un reto y un aprendizaje. Profesionalmente, tomar valor para dejar todo lo que hice años atrás y dedicarme a algo totalmente nuevo. Haber exhibido mi obra junto a otros artistas que admiro y sigo en redes sociales, aquí en México y Los Ángeles; pero principalmente lograr crear una obra totalmente mía, original y auténtica, que muestra una cohesión en mi trabajo y que, sin duda, es el parteaguas de lo que vendrá después.

¿Qué mensaje le darías a las personas que tienen la inquietud de ser artistas?

¡Crear puede llegar a ser algo abrumador y peligroso!

El miedo y la duda sobre uno mismo, la crítica interna, las suposiciones y hasta resignaciones. Les diría que confíen en su intuición y suelten los miedos que paralizan el aprendizaje; exhortarlos a acercarse cada vez más a una profunda expresión personal, tanto en el arte como en su vida.

¿Cómo te inspira la maternidad en este momento como artista?
Ser mamá ha sido algo abrumador, porque ocupa la mayor parte de mi tiempo y es un reto constante querer hacerlo bien y ser la mejor mamá para ellas.. Así que siento que ha sido al revés, la pintura me ha inspirado en mi rol de mamá, me ha hecho más receptiva y más pendiente de los sentimientos o emociones, tanto mías como de mis hijas. He aprendido que el expresarnos es parte fundamental en la vida, sobre enfrentar nuestro ser interior; en el taller puedo ser yo en mi totalidad, de esa forma regreso a mi casa lista para los retos que implica ser mamá. No es algo unilateral tampoco, ya que mi vida y mis vivencias las expreso en mi obra, así que mis hijas me inspiran diario a querer dar lo mejor de mí, a hacer mi pasión y a enseñarles a ellas también a buscar en su vida algo que les apasione y las haga felices.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *